Santa Cruz de Tenerife

La Fiscalía cuestiona la potestad de la Junta de Compensación para vender

N.M., S/C de Tenerife
21/dic/06 18:30 PM
Edición impresa

El texto que sirve a la fiscal Anticorrupción María Farnés Martínez para sustentar su querella por el denominado "caso Las Teresitas" pone en cuestión no sólo la compra de los terrenos por parte del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife o el préstamo que sirvió para que Inversiones Las Teresitas adquiriera el suelo a la Junta de Compensación, constituida el 19 de abril de 1964.

Farnés cuestiona también cómo se llevó a cabo la venta de los terrenos de sus propietarios iniciales, englobados en la Junta de Compensación, a Inversiones Las Teresitas SL, asegurando que la primera no cumplió los requisitos legales para llevar a cabo esta operación.

La compra por parte de la empresa se formalizó el 26 de junio de 1998, según la querella, en la que se precisa que los estatutos de la Junta establecían que los propietarios de los terrenos mantienen el dominio de sus fincas y que para poder vender sus propiedades era exigible el consentimiento de sus integrantes.

No obstante, la Fiscalía dice que no ha sido acreditado que en la Junta General Ordinaria celebrada el 30 de diciembre de 1996, en la que se acordó la venta, se obtuviera el consentimiento de los todos los interesados, ya que asegura que sólo estaba presente el 80,18% de la propiedad.

Otro hecho que cita la fiscal es una reunión celebrada el 11 de enero de 2001 y en la que se llega a un principio de acuerdo entre miembros del ayuntamiento y de Inversiones Las Teresitas SL. No obstante, hace constar la investigación que en dicho encuentro no estaba presente el presidente de la Junta de Compensación.