Tenerife

El Cabildo justifica la huelga del tranvía por el aumento de la demanda

El consejero de Economía y Competitividad, Carlos Alonso, admite que el aumento inesperado de pasajeros afectó a los turnos de los conductores.
EL DÍA, S/C de Tenerife
3/ene/08 14:03 PM
Edición impresa

El consejero insular de Economía y Competitividad del Cabildo de Tenerife, Carlos Alonso, de quien depende la empresa que gestiona el servicio del tranvía entre Santa Cruz y La Laguna, Metropolitano de Tenerife SA, reconoció ayer que parte del problema que provocó la huelga de siete días de conductores y reguladores del sistema guiado se produjo debido al crecimiento de la sociedad y a la demanda del servicio tranviario, lo que significó incidencias en los turnos de los profesionales del tranvía.

"Existía cierto descontento en el gremio de los conductores respecto a la organización de turnos, ya que se provocaban disfunciones entre la vida laboral y la familiar de los profesionales debido al sistema. Había que entender esta huelga en el marco de un proyecto que es nuevo, que ha estado sometido a tensiones de funcionamiento porque ha existido un aumento de las necesidades de servicios. Esto ha provocado que se hiciera crujir, digámoslo así, la estructura de la sociedad, y en particular los turnos de los conductores", explicó en su primera declaración sobre la huelga el responsable político de la empresa gestora del tranvía, que es Metropolitano de Tenerife.

Carlos Alonso, de todas maneras, no dejó pasar la ocasión para indicar que "la huelga nos sorprendió, sobre todo porque habían negociaciones con el Comité de Empresa e iban relativamente bien. Desde Intersindical Canaria (IC), la huelga se planteó como una protesta por motivos económicos, aunque hay que reconocer que había cierto descontento en el gremio de los conductores respecto a la organización de los turnos".

"Aunque IC lo niegue ahora, pedía una serie de contrapartidas económicas que en total suponía un aumento de la masa salarial del 60% en una primera propuesta, luego bajaron al 25% y al final a lo que hemos accedido es a que existían una serie de contraprestaciones económicas en lo que llamamos servicios especiales, que en parte ya habían sido negociados por parte del Comité de Empresa", dijo.

El consejero responsable aseguró que se ha accedido, no obstante, "a revisar el tema de los turnos, que creo que había un cierto fondo", siendo una de las cosas "a mejorar en un futuro para que la calidad del trabajo de la empresa sea bueno. En cuanto a la parte económica se refiere, IC ha accedido a dejarlo en manos del Comité de Empresa".

A su juicio, "el acuerdo alcanzado es bueno para todas las partes, porque con él intentamos generar una cultura en la que la negociación no se hace a través de un conflicto, sino se pone en manos de un procedimiento normal".

La mayor premisa que tiene ahora el Consejo de Administración de Metropolitano "es intentar que este año logremos organizar mejor el trabajo de los conductores en relación a los turnos, para que los conductores tengan condiciones y que se mejore la calidad integral del servicio".

dato conflictivo

Sindicato artificial

Carlos Alonso negó con rotundidad que sea Metropolitano de Tenerife SA, la que haya promocionado la creación del Sindicato Independiente dentro de la empresa, como estrategia para quitar "poder" a organizaciones ya establecidas. Añadió que "le mentiría, de todas maneras, si le dijera que a Metropolitano le interesa un monopolio sindical, pero lo razonable es que existan voces distintas y variadas, y los independientes están ahí con otra voz distinta y no tienen por qué seguir doctrinas corporativas", dijo para concluir.