Santa Cruz de Tenerife

Padres y madres piden a las familias que lleven a los niños a clase los días de huelga

Cuando está a punto de comenzar una semana de movilizaciones convocada por el comité de huelga, varios colectivos representativos aseguran que los servicios mínimos establecidos garantizan la atención del alumnado, algo con lo que los sindicatos creen "no se respeta a quien a diario asiste a esos escolares".
TACHI IZQUIERDO, Tenerife
17/feb/08 19:03 PM
Edición impresa

La Confederación de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos de Canarias (Confapacanarias), que representa a las APAS de seis islas, menos Tenerife, así como la Unión de Estudiantes de Canarias (UDECA), le han recomendado a las familias de los estudiantes de las Islas que "acudan a los centros educativos los próximos días de huelga" convocados por los docentes no universitarios.

Estas asociaciones consideran que la orden por la que se establecen los servicios mínimos para esta semana de movilizaciones del profesorado "garantiza el derecho a la educación y la seguridad de los centros".

Además, familias y estudiantes coinciden, en un comunicado conjunto, en la necesidad de que la Administración y los sindicatos de la enseñanza no universitaria "lleguen a un acuerdo por el bien de la escuela pública canaria".

Además, ambos colectivos le solicitan a la consejera de Educación, Milagros Luis Brito, que "previo informe de los Servicios Jurídicos de la Comunidad Autónoma, aclare a la sociedad si la homologación es o no jurídicamente posible".

Los dirigentes de estos colectivos representativos de los padres y del alumnado coinciden en reclamar "la necesidad de que se alivie el clima de malestar y crispación que se está viviendo en algunos centros escolares", así como le reclaman a las familias que "sepan asumir la responsabilidad que les corresponde ante el derecho a la educación de sus hijos".

En este mismo sentido se pronunció ayer la presidenta de Fitapa, federación que aglutina a más de 400 APAS de la isla de Tenerife. Pura Toste señaló que para aquellos padres que los días de paro previstos para esta semana "les suponga un inconveniente, los servicios mínimos fijados por la Administración les garantiza su asistencia a los centros".

Respeto para los docentes

Por su parte, desde el comité de huelga de la enseñanza no universitaria, compuesto por las cuatro centrales (UGT, STEC, EA-Canarias y UCPL), se rechazó de manera tajante este anuncio de los colectivos de padres y del alumnado, pues según manifestó Antonio Antuña, de FETE-UGT, "está claro que hay un complot entre todos los sectores contra el comité y el profesorado en su conjunto".

Antuña dijo que a pesar de que el 80% de los docentes votaron en contra del preacuerdo sobre un nuevo marco retributivo, "las seis centrales sindicales que lo suscribieron siguen insistiendo en que es magnífico". Por ello, indicó que "con este frente común", la Administración está a la espera de que "pase el tiempo para machacar al comité para luego suscribir un acuerdo con cualquier parte".

Además, el dirigente sindical le recriminó a la consejera, Milagros Luis Brito, que "haya recabado los apoyos de los padres a los que, por cierto, Educación reporta sustanciales subvenciones", mientras, añadió, "éstos, que están en su derecho de recomendar que se lleve a los alumnos a clase, no son capaces de apoyar a un colectivo que está a diario con sus hijos".

La huelga en el sector de la enseñanza de Canarias, convocada por el comité de huelga que reclama la homologación sin contrapartidas, comenzará este lunes, día 18, sólo en la isla de Gran Canaria.

El martes, 19 de febrero, la huelga será en Fuerteventura, Lanzarote, La Palma, Gomera y Hierro. El miércoles, día 20, el paro afectará sólo a la comunidad educativa de Tenerife.

El jueves día 21 habrá una manifestación a las 18:00 horas, mientras que el viernes, día 22, la huelga será general de todo el personal docente en toda la Comunidad Autónoma.