Santa Cruz de Tenerife

Fernández insta al Parlamento a reparar la imagen de EL DÍA

Los ex presidentes canarios coinciden en la necesidad de reforzar el sector turístico, así como en acometer una simplificación de la "maraña" legal. Además, estiman conveniente reducir y organizar la Administración pública.
EL DÍA, Tenerife
17/dic/10 07:47
Edición impresa

El ex presidente del Gobierno de Canarias entre los años 1987 y 1988, Fernando Fernández, dijo ayer que la reprobación del Parlamento de Canarias al periódico EL DÍA es un "baldón" en la Cámara regional, que "quien quiera y pueda restituirlo, quitárselo de encima, debería corregirlo".

Así lo aseguró Fernández en el transcurso de la última cita de las jornadas "Parlamento y Sociedad: ideas para el futuro", que desde hace varios meses se celebran en la Cámara regional, y tras una pregunta del público presente.

El ex dirigente popular aseguró que "no respalda" y está "en absoluta contradicción" con este periódico, pero remarcó que una Cámara legislativa "por un delito de opinión no puede reprobar a nadie". "Estoy en desacuerdo. Lo he dicho por escrito, y creo que eso debería ser reparado por quien pueda y quiera", sentenció.

Respecto al futuro de Canarias, principal tema del debate, y con el recuerdo del recientemente fallecido ex presidente canario, Adán Martín, presente en todas sus intervenciones, los cinco ex mandatarios regionales, Fernando Fernández, Manuel Hermoso, Lorenzo Olarte, Román Rodríguez y Jerónimo Saavedra -este no estuvo presente, pero dejó constancia por escrito- remarcaron ayer la necesidad de reforzar el sector turístico, en tanto en cuanto es la principal fuente económica del Archipiélago, así como potenciar las relaciones exteriores, tanto con África como las economías emergentes de China, India y Brasil.

Los ex presidentes coincidieron también en señalar que es necesario acometer una simplificación de la "maraña" legal que hay en las Islas y que "espanta inversiones", y destacaron, aunque con algún matiz, que es imprescindible afrontar una reducción y una organización del sector público canario.

Gran pacto educativo

Además, los ex líderes regionales insistieron en la conveniencia de seguir reivindicando el papel de los cabildos y ayuntamientos, y se mostraron preocupados por la situación de la educación en las Islas. Por ello, reclamaron un gran pacto educativo que implique a padres, docentes, instituciones y clase política.

También apostaron por el "diálogo", el "consenso" y la "moderación" como receta para salir del "difícil" momento que vive el Archipiélago.

En este sentido, y aunque sin caer en complacencias, echaron de menos el "espíritu" que rodeó el desarrollo de la Comunidad Autónoma del año 1982 en adelante, con la aprobación del primer estatuto de autonomía, una época que calificaron como "la mejor de la historia de Canarias".