Santa Cruz de Tenerife
TURISMO

Nueva Rumasa pone a la venta sus seis hoteles de Canarias

Madrid/Las Palmas de Gran Canaria Europa Press
4/mar/11 11:48 AM
eldia.es

Nueva Rumasa ha puesto a la venta los seis hoteles que tiene en las islas Canarias y que integra bajo el grupo Hotasa, actualmente en fase 'preconcursal', según informó este viernes la compañía de la familia Ruiz-Mateos.

Este movimiento se enmarca en la venta en bloque que pretende hacer Nueva Rumasa de todos los hoteles de Hotasa en el país, que suman un total de quince, aunque la compañía ha explicado que podría hacerlo agrupados o de forma individual.

El 'holding' ha contratado a la consultora internacional Christie para asesorarle en la venta de dichos activos, siete de ellos ubicados en Baleares, seis en Canarias y dos en Andalucía, con lo que Nueva Rumasa sólo se quedaría, en principio, con el complejo turístico que la familia posee en Santo Domingo (República Dominicana).

La compañía, que suma una treintena de sociedades que han solicitado acogerse al artículo 5.3 de la Ley Concursal de forma independiente, apunta que todos los hoteles son rentables y que la plantilla, integrada por unos 1.100 trabajadores, está satisfecha.

La directora general de Christie, Inmaculada Ranera, destacó que todos los hoteles se encuentran actualmente "muy bien posicionados" en su segmento y que algunos cuentan con el potencial de crecimiento añadido de poder ser reconvertidos y reposicionados en una categoría superior.

"Teniendo en cuenta la evolución favorable del mercado hotelero vacacional tanto en Baleares como en Canarias y las costas españolas, la compra de estos hoteles podría significar una excelente oportunidad para aquellas compañías interesadas en invertir en estas zonas", resaltó. La consultora, que pertenece al grupo inversor británico Christie, abrió sus oficinas en España en 2000.

Fuentes sindicales subrayaron, en declaraciones a Europa Press, que los hoteles siguen funcionado con normalidad y que los empleados están cobrando sus salarios sin retrasos, aunque reclamaron recientemente la venta total o parcial de los hoteles antes del verano para evitar el concurso de acreedores.