Santa Cruz de Tenerife

El 30-6 hizo soñar, pero Ourense supo enmendar y ganar

La afición despidió al equipo de Ruymán Delgado con aplausos, agradecida de la entrega Miguel resultó determinante en su debut
AGUSTÍN ARIAS, S/C de Tfe.
26/feb/12 24:57
Edición impresa
PUBLICIDAD

tenerife cb 80

ourense 85

Tenerife CBGuigou (20), Moore (16), Monroe (15), Elías (7), Pérez (7) -inicial-, Ryan (3), Flores, Bethencourt, De la Rosa, López (14) y Diouf.

OurenseCárdenes (10), Fernández (10), Movilla (3), Koffi (12), Webster (9) -inicial-, Ruiz (9), Hill (1), Vicens (6), Miguel (19), Pantín (6).

ÁrbitrosGonzález y García. Técnica a Movilla (23'). Eliminado: Movilla (34').

Parciales17-5, 30-6, 35-25, 44-36, 52-45, 57-60, 69-68 y 80-85.

IncidenciasPalacio de los Deportes, con unos 200 aficionados, entre ellos los 20 del Alcobendas, rival hoy del Meridiano Santa Cruz.

Perder siempre fastidia, pero cuando llega el revés dando la buena imagen que ofreció anoche el Tenerife CB las sensaciones a la hora de salir del recinto son otras, las de haber disfrutado de un equi-po luchador, que tuteó al segundo clasificado y que a pesar del 80-85 final nadie le quita el meritorio 30-6 del primer cuarto, bo-rrando de la pista a un Ourense superado en todas las fases del juego. Pero la realidad es dura y el plantel de Rafa Sanz enmendó errores, bajó el culo al parquet y comenzó a ver la canasta más grande, al punto de firmar 13 triples, válidos para curar la herida del cuarto inicial, devolver la moneda en el segundo acto con ese 14-30 y llegar, no sin encontrar oposición, a la recta final con ventajas, casi siempre de la mano de un demoledor, rápido y certero Antonio Miguel.

Hay que insistir en que la imagen del Tenerife CB sí fue ayer la esperada por los aficionados, jugando concentrados, defendiendo bien -muchas canastas del Ourense fueron con lanzamientos forzados y con un defensor arriba-, pero cuando la experiencia es un grado suele pasar factura.

Los de Ruymán acabaron el primer tiempo con ventaja (44-36) y solo a partir del minuto 27, tras triple de Ruiz, la escuadra gallega cobró ventaja (57-59), con intento desde media cancha de Moore coincidiendo con la bocina, pero que escupió la canasta.

Otros dos triples de Ruiz Guerrero, en el arranque del último periodo, puso con +4 al Ourense (59-63), pero un 10-3, con 6 tantos consecutivos de López y 4 de Javi Pérez volvió a ilusionar a la grada al poner el 69-68 (35'), con Sanz pidiendo un "minuto".

Se produce un intercambio de canastas, notándose la ausencia, por 4 faltas, de Nacho Guigou. Volvió a 2:20, tiempo más que suficiente para que primero Fernández, luego Koffi -tras asistencia bajo el aro de Miguel- y un triple de éste a 27 segundos elevaran la renta a los 8 tantos (75-83). Un 5-2 final no evitó la derrota, aunque la adecentó (80-85). Sudó el Ourense, pero se llevó la victoria.

...

© Editorial Leoncio Rodríguez, S.A. |Aviso legal | Mapa del sitio | Publicación digital controlada por OJD

eldia.es Dirección web de la noticia: