Santa Cruz de Tenerife

El mundo se mueve a ritmo de WhatsApp

Enviar un mensaje al instante. Esta idea tan simple ha cambiado la comunicación entre personas para siempre y empieza a definir una nueva forma de relación entre las empresas y sus clientes.
Francisco Mesa (@franciscomesa)
16/sep/13 01:18
Edición impresa

Whatsapp se ha convertido en una app fundamental en todos los smartphone./CEDIDA

Francisco Mesa (@franciscomesa)

No todos los días se puede describir cómo una nueva herramienta tecnológica es capaz de darle una nueva vida a profesiones del pasado. Recibir el pan en la puerta de la vivienda es una costumbre que ha ido desapareciendo con el tiempo pero conoce un renacimiento gracias al WhatsApp. Tener un número de teléfono en el que poder pedir a cualquier hora del día el número de panes que se desea a primera hora de la mañana es un servicio que conocen miles de canarios y que está permitiendo recuperar un servicio que algunos consideraban perdido por culpa de las prisas de la vida moderna.

No es el único caso de negocio que mejora sus resultados gracias a esta herramienta. En febrero llegó a los telediarios el establecimiento en la Península que consiguió doblar el número de bocadillos que vendía a los alumnos de un instituto cercano desde que empezó a recibir pedidos con esta app. Hamburgueserías, pescaderías y otros productos de proximidad que pueden ser entregados rápidamente son distribuidos tras recibir una petición en este servicio. También las grandes marcas hacen uso del WhatsApp para realizar acciones comerciales como una conocida marca de aperitivos que invitaba a enviar mensajes para ganar un sorteo o un fabricante de vehículos que pedía cambiar su mensaje de estado con el mismo fin. El éxito de este tipo de servicios está relacionado con el uso personal y casi intransferible que hacemos del "smartphone" y el número de teléfono móvil. Esta cercanía permite a las empresas buscar una mayor empatía con quien decide indicar su número de teléfono en una nueva forma de practicar el márquetin relacional.

La incorporación de este sistema de mensajería a nuestra vida cotidiana ha sido tan intensa y rápida que la Fundación del Español Urgente (FUNDEU) realizó en julio una recomendación indicando que "wasap" y "wasapear" son adaptaciones adecuadas al español de acuerdo a los criterios de la Ortografía de la lengua española.

WhatsApp es uno de los grandes de la red. En agosto contaba con más de 300 millones de usuarios, Twitter afirmaba tener 200 millones de cuentas activas en marzo y Facebook más de 800 millones. Ser la herramienta preferida por cientos de millones de personas en todo el mundo es un título demasiado apetecible para que nadie quiera arrebatárselo. Line, la principal alternativa de origen japonés que realiza una agresiva campaña está instalada en 230 millones de dispositivos y Wechat, la tercera app en liza creada en China, afirma contar con 235 millones de usuarios. A diferencia de sus competidores, WhatsApp no aspira a ser una red social, tan solo comunicar de la forma más útil posible y por ese motivo su principal novedad ha sido incorporar mensajes de voz. Esta competencia asegura que los usuarios de "smartphone" tendrán servicios más rápidos y útiles y que, independientemente del nombre de la app que utilice la mayoría, la forma en que entendemos la comunicación ha cambiado para siempre.

Trucos del WhatsApp

  • Cualquiera puede conocer si se usa WhatsApp agregando el número a la agenda. La única forma de no ser visto es no usarlo.
  • Borrar un número de la agenda elimina el contacto, pero para evitar recibir mensajes hay que bloquearla.
  • Al borrar un mensaje no se borrará del resto de teléfonos que lo reciban. Desde que llega al servidor se envía inmediatamente.

Vea en su móvil diez consejos que enseñan cómo utilizar mejor WhatsApp.