Santa Cruz de Tenerife

Las empresas con más tradición en I+D+i afrontan mejor la crisis

Un estudio de CEOE destaca la importancia de las ayudas e incentivos públicos.
S/C de Tenerife
21/may/14 0:58 AM
Edición impresa

Las empresas han sufrido la que posiblemente ha sido y es la mayor crisis de liquidez de nuestro sistema financiero y, al mismo tiempo, los continuos recortes del presupuesto público han alcanzando de lleno a la I+D empresarial. Así lo considera CEOE, que ha llevado a cabo un detallado estudio con el objetivo de evaluar la eficiencia del modelo español de ayudas públicas a la investigación, el desarrollo y la innovación (I+D+i), así como su incidencia sobre las variables empresariales fundamentales: crecimiento, competitividad y empleo.

El estudio corrobora la fuerte incidencia que la I+D+i tiene en la generación de valor en el tejido empresarial y confirma cómo esta actividad ha permitido a las empresas afrontar mejor la crisis y cómo la I+D+i es el mejor vehículo para generar la competitividad necesaria para operar en el mercado exterior.

Las cifras constatan que son las empresas que tienen una trayectoria de actividad en I+D+i -más de 10 años- son las que mejor han afrontado la crisis y menos han reducido el empleo.

Las empresas encuestadas muestran que son los nuevos productos innovadores sobre los que mayoritariamente edifican la internacionalización de su negocio. Es en el exterior donde la facturación, en mayor o menor medida, compensa la caída de las ventas nacionales. Así, el 72% de las empresas confirma que la I+D+i realizada en los años anteriores le ha ayudado a afrontar la crisis actual.

Por ello, es fácil inferir que las dos áreas donde más deberían incidir las ayudas públicas son el desarrollo de nuevos productos de alto valor añadido y los medios para su internacionalización.

Uno de los resultados del estudio es el hecho de que las actuaciones del Programa Horizonte 2020 son aún poco conocidas, aunque despiertan un interés superior al de los anteriores planes Marco Europeos.

Las empresas no son ajenas a los recortes experimentados en las ayudas públicas a la I+D+i, que han incidido fuertemente en la pérdida de empleo empresarial y ralentizan el crecimiento exterior y pese a que las empresas asumen mayoritariamente (un 80%) una responsabilidad compartida con las administraciones públicas en la financiación de esta actividad.

Por tanto, ante la actual crisis de liquidez, los recortes en I+D+i tienen una incidencia sobre el empleo futuro precisamente en los ámbitos empresariales de mayor valor añadido, advierte la patronal.

En lo que se refiere al papel "fundamental" de la protección de la tecnología, la crisis ha acrecentado la infrautilización de las patentes. El presupuesto empresarial para patentes se ha reducido en el 58% de los casos. CEOE entiende, en este sentido, que en esta área son decisivos los incentivos públicos.

La organización entiende que, a pesar de la caída que han experimentado los beneficios empresariales, las deducciones fiscales a la I+D+i son el incentivo más valorado, muy especialmente en lo referente al emplazamiento de estas actividades en España.