Sociedad

La OMS dice que llevará tiempo acabar con el brote de MERS en Corea del Sur

Seúl, EFE
13/jun/15 7:28 AM
eldia.es

Seúl, EFE La Organización Mundial de la Salud dijo hoy que se necesitará tiempo para poner fin al brote de Síndrome Respiratorio de Oriente Medio (MERS) que ya ha dejado en Corea del Sur 14 muertos y 138 contagios desde que fue detectado por primera vez el 20 de mayo.

La misión de la OMS enviada al país asiático explicó en una rueda de prensa en la ciudad de Sejong, donde tiene su sede el Ministerio de Salud, que el número de contagios puede aumentar y que serán necesarias aún varias semanas para que las medidas preventivas adoptadas por el Gobierno surcoreano tengan un "efecto total".

El equipo ha examinado durante cinco días hospitales surcoreanos en los que se han producido contagios, incluido el Centro Médico Samsung de Seúl, donde se han registrado la mayoría de casos (en torno a unos 60).

La misión también subrayó la deficiente respuesta del Gobierno surcoreano en los primeros momentos de la crisis, y puntualizó que su falta de transparencia informativa sobre el brote en aquellos instantes contribuyó a empeorar la situación.

Las autoridades surcoreanas luchan con la epidemia desde que el virus fue detectado por primera vez el pasado 20 de mayo en un paciente de 68 años que había regresado de un viaje a Oriente Medio.

El MERS o nuevo coronavirus se empezó a propagar desde este hospital y posteriormente a través de otros centros sanitarios surcoreanos.

Corea del Sur es el segundo país que más casos de MERS ha registrado después de Arabia Saudí, donde la enfermedad fue detectada por primera vez en 2012 y donde se han producido más de 1.000 contagios.

El nuevo coronavirus, para el que de momento no se conocen tratamiento o vacuna efectivos, ha tenido una tasa de mortalidad de entre el 8 y el 10 por ciento en Corea del Sur, donde está generando una fuerte alarma social tras dejar 14 muertos y 138 contagios.

A día de hoy en el país asiático unos 55 hospitales están afectados y más de 3.600 personas permanecen en cuarentena.