Canarias
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Celaá sobre el Consejo de Ministros en Barcelona: "No tenemos nervios" leer

La gestión de Martinón recibe críticas de alumnos, PDI y PAS

El Claustro celebra una sesión para analizar el estado de la institución y las cuentas del año pasado Los estudiantes, los más descontentos con la situación del centro.
S.E. (@sarayencinoso), S/C de Tfe.
18/abr/18 6:14 AM
Edición impresa
La gestión de Martinón recibe críticas de alumnos, PDI y PAS

La gestión del rector de la Universidad de La Laguna (ULL), Antonio Martinón, recibió críticas ayer por parte de miembros de los tres sectores de la comunidad universitaria -personal docente e investigador (PDI), personal de administración y servicios (PAS) y alumnos- en el transcurso de la sesión de un claustro universitario convocada para analizar el estado de la Universidad y evaluar las cuentas del año pasado.

La primera crítica, casi general entre los claustrales, fue hacia el calendario de claustros propuesto por la institución. Después de más de un trimestre sin que se celebrara ninguno, la semana pasada se desarrolló uno sobre el futuro plan estratégico de la ULL y ayer uno doble: a primera hora se presentaron los datos de la memoria económica del año pasado y a continuación tuvo lugar el debate sobre el estado de la universidad.

Además de que la jornada de ayer fuera maratoniana, los grupos lamentaron el escaso tiempo para analizar los datos proporcionados por el equipo de Martinón, tanto los de la memoria financiera (más de 600 páginas) como los de la situación de la ULL.

En el caso de la memoria financiera, los claustrales criticaron que no se hiciera un "análisis del cumplimiento de los objetivos" y se presentaran datos sin tiempo para su análisis ni para disipar dudas.

Para el análisis del estado de la ULL, Martinón dio una serie de indicadores proporcionados por la CRUE, que no dejan muy bien parado al centro en aspectos como el rendimiento académico o la tasa de egreso, donde está a la cola. Además, hizo un recorrido por algunos de las actuaciones de su equipo de Gobierno, como los reglamentos aprobados para el alumnado, el número de proyectos de innovación educativa y el mayor peso de la investigación.

En este sentido, Martinón advirtió del riesgo de que la ULL sea una universidad de dos velocidades -una universidad "dualizada"-, donde una parte de los docentes investigue y la otra no.

El diagnóstico no convenció a la mayoría. Los alumnos fueron los que manifestaron un descontento mayor hacia el trabajo del rector. Se quejaron de la falta de flexibilidad en las prácticas del alumnado, demandaron más información sobre el tratamiento de los casos de acoso sexual o sexista y lamentaron el escaso o nulo cumplimiento que hace la Universidad de las resoluciones que aprueba el Claustro.

El PAS coincidió en que muchos de los planteamientos que se hicieron ayer son antiguos y siguen sin resolverse, como la actualización de la relación de puestos de trabajo. "Usted está perdido y piensa que la ULL está mejor que nunca", cuando es de una "calidad aceptable pero francamente mejorable", lamentó el representante de PAS en Acción.

El PDI también mostró su descontento en algunas áreas, aunque en varios casos valoró el acercamiento que ha buscado la Universidad con la sociedad. "Carecemos de información y falta transparencia; usted desconoce lo que es gobernar", criticó Renovación Convergente.

Red ULL admitió que la Universidad ha mejorado en algunos aspectos, pero insistió en que falta avanzar en calidad educativa y estabilidad de la plantilla. "Estamos volcados en el capitalismo académico de las cifras -añadió-, olvidándonos de aspectos cualitativos". Así y todo, se ofreció para ayudar a mejorar la ULL con el rector que esté.

Programa mostró su preocupación por el bajo rendimiento, criticó el calendario actual, pidió una ley de financiación y criticó la externalización de servicios a través de la Fundación de la ULL.

APU defendió logros de este equipo, por ejemplo en investigación y acreditación de títulos, pero pidió una estrategia para abordar los preocupantes datos de rendimiento de los alumnos.

Todos los grupos de alumnos de la Universidad criticaron ayer el trabajo de Martinón, pero la Asamblea del Movimiento Estudiantil Canario (AMEC) fue más allá y pidió formalmente la dimisión del rector y de su jefe de Gabinete.

La representante del grupo de estudiantes con más representación en el Claustro dijo que "el señor Martinón suspende en gestión" y que "ha demostrado ser, con creces, uno de esos rectores enemigos del estudiantado, al menos, enemigo de esos estudiantes que ejercen de estudiantes críticos y dispuestos a confrontar y defender sus derechos frente a intereses que le son ajenos". Añadió, además, que "no ha conseguido reformular y dar un viraje acertado a esta institución" y que "los acontecimientos que rodean su gestión desde hace más de un año y el tratamiento dado al grave problema de acoso que vive esta institución" los llevan "en una sola dirección". Y concluyó: "Señor Martinón, ante el Claustro de la ULL -principal órgano de representación universitaria- le solicitamos su dimisión, y que cese de su cargo a su jefe de gabinete, Manuel Ledesma".

Mejoras en investigación y proyección social

El rector de la ULL hizo un recorrido por las mejoras de estos años y destacó el avance en materia de investigación -más programas para captar talento-, el aumento del número de alumnos Erasmus en los últimos años y la mayor proyección social, a través del ULL Opina o ULL Debates.

Más número de becados

El aumento del número de alumnos con beca también fue destacado por el responsable académico. "Es una buena noticia", dijo. El porcentaje ha subido al menos tres puntos y se sitúa sobre el 36%.

850 alumnos se marchan a otras universidades

El rector de la ULL informó ayer de que más de 800 estudiantes que hacen las pruebas de acceso a la Universidad en La Laguna se marchan a estudiar fuera, a otros centros de la Península, tras hacer la EBAU. Esa cifra ha crecido en los últimos años en unos 300 estudiantes. "El problema no es que se vayan, sino que no seamos capaces de captar a otros 800 estudiantes nosotros", admitió ayer Antonio Martinón.

"¿Somos más tontos que los demás?"

La pregunta la planteó ayer Teodoro Roca, de Programa, pero reflejaba el sentir general de la comunidad universitaria ante los datos que sitúan a La Laguna a la cola del Estado en indicadores de rendimiento, éxito o egreso. Los claustrales quieren que se analice y se tomen medidas. Una de las que se planteó es mejorar la evaluación continua.

Poco tiempo para analizar las cuentas

La amplia mayoría de los claustrales manifestó su descontento por el escaso tiempo para analizar las cuentas del año pasado de la ULL, cuya memoria se presentó ayer. El papel que juega la Fundación fue puesto en duda por miembros del PAS y del PDI, que pidieron más transparencia. También hubo quejas porque la modificación presupuestaria afectara el año pasado al 30% del total o porque tres millones de euros se dejaran de gastar en complementos retributivos, teniendo en cuenta el profesorado precario que existe. APU, en cambio, valoró el trabajo de la gerencia y "el aumento del grado de ejecución en comparación con otros ejercicios".

El rector dice que no será candidato a la Alcaldía

El rector de la Universidad de La Laguna, ante las insinuaciones de los alumnos y los rumores que circulan, desmintió en el claustro de ayer que su futuro pase por ser candidato a la alcaldía de La Laguna. De hecho, dijo que no tenía intención de ser candidato a nada.