Santa Cruz de Tenerife
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Competición clausura parcialmente el Heliodoro y el Tenerife recurrirá leer

La nueva ordenanza sobre ruido fija sanciones de hasta 300.000 ?

El edil de Medio Ambiente advierte de que la normativa será "mucho más exigente" que la actual con la contaminación acústica.
El Día, S/C de Tenerife
23/mar/18 6:19 AM
Edición impresa
La nueva ordenanza sobre ruido fija sanciones de hasta 300.000 ?

El concejal de Medio Ambiente, Carlos Correa, anunció ayer que su departamento está ultimando el texto de la nueva ordenanza municipal sobre ruido y vibraciones, que "será mucho más exigente que la actual con la contaminación acústica en Santa Cruz".

Correa, que reunió a distintos responsables de áreas municipales para presentar internamente el proyecto, indicó que "la actual ordenanza, que data del año 1995, requiere una actualización, que refleje la legislación que se ha ido aprobando en estos 23 años".

"Especialmente la Ley estatal del Ruido del año 2003 y posteriores reales decretos sobre la materia y la Ley autonómica de actividades clasificadas y espectáculos públicos del año 2011", precisó.

El concejal reconoció que "gracias a esta armonización, Santa Cruz va a contar con una nueva ordenanza reguladora del ruido más exigente para todos y que, sin duda, profundiza en la vocación de Santa Cruz como una ciudad que apuesta por un medio ambiente urbano respetable y respetuoso, con niveles de exigencia europeos".

En esa línea, Correa avanzó que "el proyecto de ordenanza en el que trabajamos, de cerca de un centenar de artículos, 4 disposiciones y los correspondientes anexos, incorpora las exigencias de la legislación nacional y autonómica y endurece el régimen sancionador que existe en la actualidad".

En el capítulo de las infracciones, el concejal señaló que se tipifica como falta muy grave superar los límites establecidos en la ordenanza en más de seis decibelios, "al considerar esta infracción como causante de un daño a la salud y a la seguridad de las personas y un daño al medio ambiente urbano".

Este principio afectará por igual a establecimientos en la vía pública como a vehículos a motor o a la instalación eventual de sistemas de reproducción de sonido.

"Pero también superar en más de tres decibelios los límites establecidos será motivo de infracción grave en la ordenanza y la reiteración en tres o más ocasiones de infracciones graves representará una infracción muy grave", advirtió el edil.

En aplicación de la legislación nacional y autonómica en la nueva ordenanza, las infracciones muy graves acarrearán multa de 12.000 euros hasta 300.000 euros (en el caso de la Ley del Ruido) y de 15.000 a 30.000 euros (en el caso de la Ley de Actividades), mientras que la infracción muy grave a los aspectos propios de la ordenanza puede suponer de 15.000 a 30.000 euros de multa.

Es importante comentar que si se produce concurrencia en las infracciones a las tres normativas que recogerá la futura ordenanza (ley nacional, ley autonómica y ordenanza municipal), se impondrá la sanción de mayor gravedad.

"Nuestro objetivo actualizando la ordenanza del ruido en Santa Cruz es claro: una ciudad más exigente con su convivencia y con su medio ambiente urbano, donde las actividades sean compatibles, no excluyentes; pero desde el respeto a los ciudadanos. Para que Santa Cruz trabaje, prospere y se divierta también, necesita descansar y disfrutar de sí misma", argumentó.