Sucesos

Cinco años de cárcel por desfigurar la cara a una joven

Noé Ramón, S/C de Tenerife
2/oct/18 6:25 AM
Edición impresa

Noé Ramón, S/C de Tenerife

La Audiencia Provincial impuso a Michael L.E.R. una pena de cinco años de cárcel y el pago de 40.500 euros a una joven a la que golpeó con una botella y cuyo rostro quedó desfigurado hasta el punto de que las heridas tardaron casi un año en curarse.

La agresión se produjo en julio de 2015 en la fiesta de Los Polvos de Barranco Hondo, en Candelaria, cuando la denunciante estaba junto a otro chico en un lugar un tanto apartado del mogollón. En ese momento se les acercaron el acusado y un menor para pedirles un cigarro y tras recibir una negativa por respuesta le dijeron que entonces le dieran el que estaba fumando. Al decirles de nuevo que no, el menor dio un puñetazo al chico y mientras la joven pedía auxilio, Michael cogió una botella que su amigo había dejado en el suelo y la golpeó con ella en el rostro. Aunque el acusado se declaró inocente, la Sala lo considera autor de lesiones graves por las manifestaciones de la víctima que lo identificó, sin ningún género de dudas; o que el procesado y su acompañante borraron sus perfiles de las redes sociales. Otras pruebas serían que Michael saliera corriendo, que se escondiera detrás de unos matorrales o que esa noche durmiera en un coche. La Sala califica de "contradictoria" la versión del imputado y que se atribuye al derecho que le asiste a no declarase culpable o mentir.

El fallo de la Audiencia Provincial es recurrible ante el Tribunal Supremo.