Tenerife
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
El Defensor del Pueblo, preocupado por precio de la luz, pide protección para el consumidor leer

El incendio forestal de Granadilla quema 350 hectáreas en 48 horas y sigue fuera de control

El frente que avanza hacia Arico sigue sin estar controlado, si bien el operativo (más de 120 personas) perimetró el área afectada en 9,8 kilómetros, pero sin poder estabilizar el fuego.
El Día, S/C de Tenerife
11/abr/18 6:17 AM
Edición impresa
 

Transcurridas las primeras 48 horas desde que un senderista avisara de su inicio, a las 20:50 horas del domingo, el incendio forestal detectado en las inmediaciones del Paisaje Lunar de Granadilla de Abona quemó ya 350 hectáreas de pinar y matorral. Ayer, el operativo de extinción que trabaja en el lugar consiguió perimetrar la zona afectada, de 9,8 kilómetros, si bien anoche el Cabildo anunció que el fuego no estaba estabilizado.

Entre las principales dificultades a las que se enfrenta el operativo están las condiciones topográficas del enclave más activo, el margen este, con pendientes superiores al 40%, con grandes dificultades para acceder a la zona por tierra, y la climatología, si bien esta mejoró notablemente durante las últimas horas de la tarde.

Dando por controlado el lado oeste del incendio, que llegó a cinco kilómetros de Vilaflor (la distancia más próxima a la que estuvo el fuego de un lugar habitado o con explotaciones agrícolas y/o ganaderas), el operativo se concentró durante la noche en controlar el margen este del perímetro, donde permanece activo el fuego ocupando las 80 hectáreas más próximas al barranco del Río (Arico).

El Cabildo, como administración responsable de la coordinación del dispositivo al tratarse de un incendio de nivel uno, mantiene en el campo a más de un centenar de efectivos entre personal propio y de otras administraciones. En total, se cuenta con 115 miembros de la Unidad Militar de Emergencias (UME) -que tiene previsto desplazar desde Sevilla a un retén de relevo- de Tenerife y de Gran Canaria, así como a 120 de las Brigadas Forestales (Brifor) de la Isla, además de un técnico especialista, un agente, un operador de comunicaciones del Centro de Coordinación Operativa Insular (Cecopin) y una brigada Presa que forma el equipo procedente de Gran Canaria, así como la Policía Local de Granadilla de Abona.

En cuanto a los medios técnicos, durante la jornada de ayer trabajaron en la zona cuatro helicópteros del Gobierno de Canarias, dado que los dos hidroaviones solicitados al Ministerio de Medio Ambiente no pudieron despegar de la Península debido a las condiciones meteorológicas adversas.

La superficie total afectada, así como las causas del incendio no podrán concretarse hasta que no se dé por extinguido y el personal especializado determine cuál fue su origen. En cualquier caso, las primeras hipótesis dadas a conocer por las autoridades insulares y los técnicos responsables del operativo señalaron explícitamente a un "descuido o negligencia" de alguna persona como el origen del incendio.

Ayer, además, la Policía Local de Granadilla de Abona tuvo que desalojar a algunos caminantes de varios senderos del municipio, pese a que estaba prohibido el tránsito por los mismos.

Desde primera hora de este martes, las alcaldesas de Vilaflor (Agustina Beltrán) y de Arico (Elena Fumero) y el regidor de Granadilla de Abona (José Domingo Regalado) trasladaron el centro operativo de control al Ayuntamiento granadillero (el lunes se encontraba en Chasna), desde donde realizaron el seguimiento de la jornada.

Todas las autoridades municipales e insulares han resaltado desde el domingo el hecho de que el fuego se encuentra alejado de cualquier zona poblada y de cualquier área de cultivos, así como de explotaciones ganaderas. Aún así, en la zona alta de Arico, especialmente en la localidad de El Río (limítrofe con Granadilla de Abona), existía preocupación ante el temor a la llegada del fuego, mientras que las autoridades granadilleras se mostraron inquietas por el caserío de Las Vegas, el más cercano (pero a varios kilómetros) del perímetro del incendio.

Es el segundo incendio fuera del operativo

El incendio forestal iniciado a primera hora de la noche del pasado domingo entre el Campamento Madre del Agua y el Paisaje Lunar, en suelo del término municipal de Granadilla de Abona, es el primero que se produce en los últimos 17 años fuera del periodo del Operativo de Prevención y Extinción de Incendios Forestales, que pone en marcha el Cabildo anualmente y que abarca desde mediados del mes de junio hasta mediados de octubre. La primera ocasión se registró en el ejercicio de 2001.

Hoy, visita al punto de encuentro

A partir de las 13:30 horas de hoy, los presidentes del Gobierno canario y del Cabildo, Fernando Clavijo y Carlos Alonso, respectivamente, visitarán el punto de encuentro del operativo que trabaja en la extinción del incendio forestal de Granadilla, situado en el Campamento Madre del Agua. Estarán presentes el alcalde del municipio, José Domingo Regalado, y las alcaldesas de Vilaflor y Arico, Agustina Beltrán y Elena Fumero, respectivamente.