Tenerife
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Cuelgan otra pancarta en La Rambla con imagen de Felipe VI y el rey de Arabia leer

Más de 94 millones para impulsar la economía y generar empleo

El Gobierno de Canarias y el Cabildo de Tenerife firmaron ayer, en Los Andenes (La Laguna), la transferencia de la anualidad 2018 del Fondo de Desarrollo de Canarias (Fdcan).
El Día, S/C de Tenerife
21/abr/18 6:36 AM
Edición impresa

El Gobierno de Canarias, a través del Fondo de Desarrollo de Canarias (Fdcan), y el Cabildo de Tenerife destinarán una partida de más de 94 millones de euros en 2018 para incentivar la economía insular, fomentar la creación de empleo de calidad y mejorar la inserción laboral de los colectivos más vulnerables, entre otros objetivos estratégicos.

Estos fondos permitirán poner en marcha medidas concretas para mejorar, por ejemplo, la empleabilidad en la Isla. Uno de los proyectos, que ya se está desarrollando con cargo a la línea de apoyo a la empleabilidad que recoge el Fdcan, es el de "Haciendo barrios: por la cohesión e integración vecinal", una propuesta del programa presentado por el Cabildo de Tenerife, en colaboración con el Ayuntamiento de La Laguna, que persigue la recualificación y adquisición de nuevas competencias y habilidades de personas desempleadas en el ámbito de la construcción.

Esta iniciativa, gestionada por la Sociedad Municipal de Viviendas y Servicios de La Laguna, está permitiendo que 152 personas en alto riesgo de exclusión reciban formación teórica y práctica con una duración de 120 horas. Una vez finalizada esta etapa, el Ayuntamiento de La Laguna incorporará a su plantilla a 79 de estos desempleados para realizar actuaciones dirigidas a la rehabilitación de los entornos públicos y urbanos de la localidad.

Durante el encuentro con los vecinos en Los Andenes (La Laguna), Fernando Clavijo destacó la importancia de ampliar la cualificación de los desempleados para facilitar su inserción laboral y aludió al "necesario impulso que se debe dar a la economía desde el sector público para motivar la puesta en marcha de medidas concretas que incentiven la contratación y contribuyan a mejorar el capital humano".

Además, agradeció la implicación del Cabildo de Tenerife y del Ayuntamiento de La Laguna en este proyecto, "que tiene como objetivo solucionar los problemas de nuestros barrios y las preocupaciones reales de los ciudadanos."

Para desarrollar este y otros proyectos durante 2018, el presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo, y el presidente del Cabildo de Tenerife, Carlos Alonso, también formalizaron ayer la transferencia a la Corporación insular de 35.645.146,46 euros correspondientes al 75% de la anualidad del Fdcan que desde el Ejecutivo regional se tiene previsto destinar a la Isla durante este año.

Más recursos y fondos

El presidente del Cabildo de Tenerife, Carlos Alonso, incidió en que el Fdcan es la máxima expresión de "hacer política", ya que es fruto de la capacidad de influencia y diálogo que tiene Canarias en las negociaciones con el Estado. Gracias a esa influencia, según Alonso, la comunidad autónoma cuenta con más recursos y fondos que pueden distribuirse entre las distintas islas teniendo en cuenta las "especificidades", de cada isla de forma que el Fdcan se reparta de manera cohesionada y contribuya en el desarrollo de Canarias. Recalcó la importancia de los ayuntamientos en la distribución del Fdcan porque el dinero repercute "en los barrios, en sus infraestructuras, en las plazas y en los bancos", lo que mejora la calidad de vida de las personas a través de proyectos que crean "nuevas oportunidades de empleo".

Con los barrios

El alcalde de La Laguna, José Alberto Díaz, afirmó, en referencia al proyecto "Haciendo barrios por la cohesión e integración vecinal" que se desarrollará en su ciudad con dinero del Fdcan, que se trata de un programa fruto de la "clara visión política" del Gobierno regional y del Cabildo. "Haciendo Barrios" sirve para afianzar el compromiso de "estar cerca" de la realidad de la gente y poder así mejorar y extender el hecho de que todos los ciudadanos tengan las mismas condiciones de vida y capacidades con independencia de donde vivan, dijo Díaz. "El barrio no solo se hace mediante la realización de obras, sino que hay que contar con los ciudadanos a los que la crisis ha maltratado y con la gente con menos posibilidades para mejorarles su vida", señaló.