Canarias

¿El CIS 'se columpia' con Canarias?

Los expertos recelan de la encuesta que da mayoría del PSOE: el tamaño de la muestra es insuficiente con solo 765 entrevistas en 39 de los 88 municipios isleños.
A. R., Santa Cruz de Tenerife
11/abr/19 6:39 AM
Edición impresa

A. R., Santa Cruz de Tenerife

Por el tamaño de la muestra, por el periodo en el que se realizó el sondeo y por la singularidad de la estructura demográfica del Archipiélago, los resultados de la macroencuesta del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) sobre la intención de voto en Canarias en las elecciones generales del día 28 hay que tomarlos con "cautela". Así lo afirman expertos sociólogos, que inciden que ante la fragmentación insular del voto, "es relevante tener una imagen un poco más precisa".

El barómetro preelectoral del centro presidido por José Félix Tezanos vaticina un vuelco electoral en las Islas. El PSOE obtendría una victoria solvente con 5 o 6 escaños -frente a los dos que logró en la ocasión anterior-, mientras que el PP vería reducido a la mitad el número de diputados con los que cuenta, al pasar de 6 a 3. La ultraderecha también ganaría espacio en el Archipiélago con la consecución de un escaño por parte de Vox en Santa Cruz de Tenerife y la posibilidad de obtener otro en Las Palmas. Unidas Podemos, por su parte, registraría un ligero retroceso al contar con dos diputados y no tres como en la ocasión anterior. Asimismo, la encuesta del CIS deja en el aire el escaño de CC y directamente fuera a NC.

La encuesta en el Archipiélago se basa en 765 entrevistas personales, de las que 400 se hicieron en "Santa Cruz de Tenerife y 365 en La Palmas. A esta circunstancia se suma que el procedimiento de muestreo que se aplica es por conglomerados, de tal forma que de los 88 municipios con los que cuenta Canarias, el CIS solo muestrea 39. "Hay que tener cuidado, porque dependiendo de qué municipios se han muestreado se puede encontrar un escoramiento del voto hacia un lado o hacia otro?, apunta el director de Instituto Perfiles, Miguel Martín. A su juicio, la encuesta, del CIS, pese a ser un estudio "muy bueno", está diseñada para el conjunto del país. "Al estar pensada a nivel nacional, cuando queremos defenderla a nivel autonómico y provincial, empieza a tener ciertas debilidades", sostiene.

La alta indefinición es una de las variables que también puede afectar al resultado definitivo en las urnas. El barómetro del CIS apunta a que en Canarias hay un 76,1% de ciudadanos que acudirán a la cita electoral del día 28, pero que un 45,1% aún no tiene decidido a qué partido votar. El sociólogo Miguel Guerra pone el acento en la volatibilidad que rodea al voto en la actualidad y en que el sondeo se hizo entre el 1 y 18 de marzo, una fecha en la que, bajo su punto de vista, aún "no está el clima electoral propicio para recoger lo que está pasando" porque, entre otras razones, ni siquiera hay candidaturas formalizadas por los partidos ni programas electorales cerrados. Un escenario muy diferente al actual, pues esta misma medianoche arranca de forma oficial la campaña electoral con la pegada de carteles.

Guerra expone que en los tiempos actuales, marcados por la inestabilidad política y la aparición de nuevos actores en el escenario, hace que "sea mucho más difícil poder predecir algo, porque además hay un elemento fundamental: la población en general retrasa cada vez más la decisión de su voto por todas esas consideraciones".

Respecto a la posibilidad de que el nacionalismo canario no entre de nuevo en el Congreso bajo ninguna de sus formulaciones, tal y como apunta el CIS, Guerra recuerda que en elecciones generales, los partidos de carácter nacionalista o regionalista desaparecen de la cabeza de los ciudadanos porque el 99% de los impactos que reciben a través de los medios de comunicación, principalmente de la televisión, los protagonistas son Pedro Sánchez, Pablo "Casado, Pablo" Iglesias, Albert Rivera o Santiago Abascal, los candidatos a presidentes del Gobierno central por el PSOE, Partiodo Popular, Podemos, CS y Vox, respectivamente. Guerra subraya, en este punto, que ahora "no están eligiendo a un presidente, sino a representantes en el Parlamento". "El CIS en Canarias no acierta nunca porque cada isla es un mundo y en el Archipiélago funciona otra clave importante: los partidos de carácter nacionalista", enfatizó.

El propio presidente del CIS, José Félix Tezanos, indicó ayer en una entrevista en la Cadena Ser que la macroencuesta no deja de ser una "foto fija" de un momento determinado, por lo que aún hay posibilidad de que se produzca un vuelco. "Puede pasar de todo", aseguró.

El sociólogo Gonzalo Rodríguez mantiene, por su parte, que pese a todos los dilemas, el sondeo del CIS es la encuesta con muestra más grande que se conoce. Aun así, señala que ahora existe "una especie de ola muy movible de voto líquido que crea inseguridad".