Santa Cruz de Tenerife

Un concierto de película

El maestro alicantino Óscar Navarro dirigirá esta noche en el Auditorio Juan Carlos I de Arafo, a partir de las 20:00 horas, a los componentes de la Asociación Filarmónica Nivaria en un programa que tendrá su sello compositivo.
Jorge Dávila (@davilatoor)
6/ago/16 6:08 AM
Edición impresa

/Cedida

A dmite que el trabajo más duro hay que apuntárselo a Miguel Ángel Expósito, director de la Asociación Filarmónica Nivaria de Arafo, banda que esta noche, a partir de las 20:00 horas, interpretará un programa musical de su puño y letra en el Auditorio Juan Carlos I de la misma localidad sureña. "Él es el que se ha pasado casi tres meses picando piedra para llegar a este momento. Yo solo he tenido que hacer tres ensayos para ajustar cuatro cosas", asegura el maestro alicantino Óscar Navarro respecto al contenido de un concierto que tendrá una enorme profundidad cinematográfica. "Es algo que está unido a mi obra", reitera el director de Novelda del programa elaborado para esta convocatoria extraordinaria. "Hay títulos que escribí hace dos años y otros que tienen una antigüedad de doce... Sé que es imposible que mi música suene igual en todas partes, pero tras el primer contacto con la banda verifiqué que incluso en el plano amateur es posible sacar adelante composiciones que tienen una enorme dificultad cuando las personas que están implicadas en ese proceso ponen mucho cariño y dedicación", agradeció Navarro.

Óscar Navarro está convencido de que "me lo voy a pasar bien" -él será el encargado de dirigir a los 95 componentes de la Asociación FIlarmónica Nivaria en un concierto que será de libre acceso hasta completar el aforo del auditorio-. "Enseguida percibí que había poco que tocar porque el resto estaba perfecto", reitera el director invitado. Para Miguel Ángel Expósito el hecho de no contar con unos cimientos profesionales, en el que se fusionan músicos experimentados y jóvenes que compaginan esta afición con sus estudios, "es un inconveniente a salvar, pero la ilusión que supone trabajar unos días con el compositor de unas obras que llevas trabajando tanto tiempo es una motivación para romper la rutina habitual de los ensayos. Contar con la presencia de un maestro de este nivel, además de salirnos del guion durante unos días, supone una experiencia inolvidable: no solo nos da la oportunidad de conocer sus composiciones, sino que disfrutamos mucho interpretándolas", valoró.