Deportes

Revés con buenas sensaciones de Granadilla Egatesa que sometió al Atlético

El Día, San Isidro
4/feb/19 1:05 AM
Edición impresa

El Día, San Isidro

El Granadilla Tenerife Egatesa ofreció una de las mejores caras de la era Pier Cherubino. El equipo sureño sometió al líder de la Liga Iberdrola, el Atlético de Madrid, durante buena parte de un encuentro que se acabó resolviendo con victoria colchonera (1-2). Aline pasó de villana a heroína atajando una pena máxima ejecutada por Esther. La intervención les dio alas a las locales, que a través de María José -muy activa en todo el frente de ataque- tuvieron la opción de hacer el empate a dos tantos.

No pudo empezar peor. El Granadilla Egatesa, basándose en lo trabajado por Pier durante la semana, era consciente de la importancia de mantener la portería a cero lo máximo posible. Sin embargo, cuando los equipos aún se estaban asentando sobre el verde de La Palmera, una cesión sobre la guardameta Aline significó el 0-1; Ludmila le robó la posesión a su compañera en la selección brasileña y anotó a placer (3'). El decorado no era el mejor, pero el respetable animó a las suyas.

El Egatesa no cambió su idea inicial y no cayó en la desesperación. Las blanquiazules optaron por buscar los desmarques de María José y las entradas por banda de Joyce. En una de esas transiciones rápidas, las locales recibieron una falta en tres cuartos de campo que colgaría Pisco y María José, aprovechando un rechace, anotó el gol del empate.

Lejos de retrasar líneas, las "Guerreras" siguieron buscando con ahínco el segundo gol. Las entradas de Pisco por la banda dañaban la zona defendida por Kenti Robles. La idea de Cherubino parecía clara: llevar el balón lo más arriba posible y así minimizar la supremacía del Atlético de Madrid. De hecho, lo logró: Eva Llamas y Silvia Doblado secaron a Ángela Sosa y Meseguer. Definitivamente, La Palmera era testigo de una de las mejores puestas en escena de su equipo, que había permanecido desdibujado durante varios meses en su feudo.

Con media hora consumida y alguna decisión controvertida de Arregui Gamir, el Granadilla seguía dominando el partido, aunque sin ninguna acción que supusiera problemas sobre la meta de Lola Gallardo. Al Atlético le costaba estirarse, pero acabó anotando merced a un buen remate de la Pichichi colchonera, Jenni Hermoso (35').

El Atlético de Madrid, pese a ir por delante en el marcador, no estaba cómodo en La Palmera. Buena prueba de ello fue que Sánchez Vera hizo dos cambios: Chidiac y Falcón -desaparecidas en la primera parte-. Con las permutas, las rojiblancas dieron un paso al frente y, de una vez por todas, se adueñaron de la posesión del esférico.

Sin embargo, la primera ocasión de peligro favoreció a las locales: Silvia Doblado se encontró con un balón en la frontal del área que, de manera equivocada, chutó de rabona. Los minutos transcurrían y el centrocampismo imperaba sobre el verde. Tenían que suceder cosas, y Pier lo interpretó así, incluyendo a una Koko que irrumpió en el choque.

La fortaleza defensiva de las sureñas fue lo más destacado con respecto a otros compromisos en los que las concesiones las hicieron entrar en barrena. En la oponencia, un "Atleti" que tuvo su mejor ocasión de la segunda parte en botas de Ludmila. La internacional brasileña fue, a la postre, objeto de una falta que dio como resultado la segunda cartulina amarilla sobre Patri Gavira -la de Taraguilla y Estella son bajas confirmadas para el compromiso ante el EDF Logroño-.

El tiempo apremiaba y el Egatesa se echó arriba. Las de Sánchez Vera -expulsado en el minuto 53- aprovecharon una contra que acabó con un polémico penalti cometido por Simpson. El destino quiso compensar a Aline, que repelió el lanzamiento de Esther. En la prolongación, María José, de cabeza, pudo empatar después de una errática salida de Lola Gallardo. El balón salió a escasos centímetros del palo izquierdo de las rojiblancas. Poco después concluyó el choque con victoria colchonera.

Las sensaciones, pese a una nueva derrota como local, fueron muy positivas. El Granadilla Egatesa recordó a la imagen de antaño; un equipo con equilibrio en todas sus líneas y capaz de poner contra las cuerdas a cualquier rival de Liga Iberdrola. Con la idea de mantener esta línea viajarán a Logroño; último equipo contra el que dejaron la portería a cero.

1-2

udg tenerife egatesa atlético de madrid

UDG Tenerife Egatesa: Aline; Aleksandra (Koko, 62'), Simpson, Patri Gavira, Pisco; Eva Llamas, Silvia Doblado, Sara Tui, Joyce; María José y Martín-Prieto (Natalia Ramos, 78').

Atlético de Madrid: Lola Gallardo; Kenti Robles, Aleixandri, Tounkara, Falcón (Kaci, 46'); Ángela Sosa, Meseguer, Amanda Sampedro (Olga, 85'), Chidiac (Menayo, 46'); Jenni Hermoso (Esther, 87') y Ludmila.

Árbitro: Beatriz Arregui Gamir, auxiliada en las bandas por Iragartze Fernández y Ane Asla Borrallo. Expulsó, por doble cartulina amarilla a Patri Gavira (76'); así como al técnico visitante, Sánchez Vera (53'). Amonestó a la local Aleksandra y a las visitantes Kenti Robles, Silvia Meseguer, Jenni Hermoso y Menayo.

Goles: 0-1, m. 3: Ludmila. 1-1, m. 10: María José. 1-2, m. 35: Jenni Hermoso.

Incidencias: La Palmera. Unos 1.000 espectadores.