Internacional

Chipre quiere dialogar con Turquía para reducir la tensión

Ankara, EFE
4/ene/12 9:55 AM
eldia.es

Ankara, EFE El presidente de Chipre, Dimitris Christofias, se ha mostrado dispuesto a reunirse con el primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, para reducir la tensión entre los dos países, agravada por la explotación de yacimientos de gas en aguas de la dividida isla.

"He dicho varias veces que quiero entrevistarme con Erdogan. Pero no acepta ni siquiera un encuentro informal. Personalmente deseo una visita cara a cara, incluso si es en secreto. No sé si recibe información fidedigna y correcta sobre nuestras posiciones", se lamenta Christofias en una entrevista emitida hoy por el canal NTV.

Chipre asumirá en julio la presidencia de la UE, momento en el que Turquía ha anunciado que congelará sus vínculos con la unión, a no ser que se solvente el conflicto de la isla, dividida desde 1974 entre la República de Chipre y un ente turcochipriota reconocido sólo por Ankara.

"Iría de inmediato si recibiera una invitación de Erdogan. Creo que Erdogan no bebe raki (aguardiente de anís) por motivos religiosos, pero yo bebo lo que sea, café o raki, y estoy listo para ir a Estambul o Ankara", declaró el presidente de Chipre según publica hoy el diario Hürriyet.

Christofias definió como irrelevante la presidencia chipriota de la UE para las relaciones de Turquía con Bruselas, ya que Francia y Alemania seguirían estando en contra del ingreso del país eurasiático en el club europeo, incluso sin el conflicto chipriota.

Señaló que sus negociaciones con el presidente turcochipriota, Dervis Eroglu, auspiciadas por las Naciones Unidas, no van bien y que no tendría sentido acudir a la segunda ronda en Nueva York, prevista para finales de enero, si no hay progresos antes.

Hoy, Christofias y Eroglu se reunirán de nuevo en Chipre.

El presidente chipriota achacó a Turquía la última crisis, desencadenada por la exploración de yacimientos de gas natural en el mar al sur de la isla, y se quejó de que Ankara no respeta la legalidad internacional.

El líder chipriota aseguró que si se soluciona el conflicto, ambos países podrían beneficiarse de esos yacimientos.