Santa Cruz de Tenerife

El ayuntamiento incide en la prohibición de navegar junto a las zonas de baño

EL DÍA, S/C de Tenerife
1/jul/06 21:29 PM
Edición impresa

EL DÍA, S/C de Tenerife

El Ayuntamiento de Santa Cruz ha definido las normas de uso de sus playas, sobre todo de Las Teresitas, durante el verano, en las que se ha incluido, como es habitual, prohibiciones que pasan por la navegación deportiva o de recreo en las zonas balizadas o la salida de embarcaciones en los lugares no reservados para ello.

En las playas no se va a permitir la estancia o tránsito de animales domésticos o de compañía, la práctica de juegos de pelota que puedan molestar o arrojar basuras o desperdicios, envases desechados, colillas de cigarros y vertido de residuos sólidos.

Otros aspectos prohibidos son el uso de jabón o productos de higiene personal en las duchas públicas; limpiar enseres u objetos en el mar; instalar "rulottes", tiendas de campaña o similares en la playa o sus inmediaciones y en consecuencia llevar a cabo acampadas, así como colgar de los árboles ropas o bolsas.

El ayuntamiento reforzará la limpieza en Las Teresitas mediante la reciente modernización de sus equipos y la ampliación del número de máquinas.

Los operarios municipales han estrenado dos máquinas de limpieza automanual. Se trata de un equipamiento adquirido específicamente para adecentar la zona de arena más próxima a los árboles, a la que el servicio mecánico no podía acceder hasta ahora por las grandes dimensiones de la maquinaria. También se dispone de un mayor número de cisternas para el baldeo y de más cantidad de recolectores de residuos.

El servicio incorpora un vehículo todoterreno multiusos para labores de vaciado de papeleras y cubos, así como para el transporte de todos los residuos desde el interior de la playa a los contenedores situados en el exterior.

Del 1 de junio al 30 de septiembre se duplica el número de peones y operan las dos nuevas máquinas automanuales, en vez de una, en tanto que la limpia-playas convencional empieza a trabajar con antelación al horario de costumbre, para no perturbar a los bañistas.

El dispositivo se pone en marcha a primera hora de la mañana. De lunes a domingo, entre las 5:30 y las 11:30 horas -una hora antes en período estival-, la máquina limpiaplayas realiza un servicio de tamizado, oxigenación, limpieza, extracción de residuos sólidos y explanación de la arena, en la zona seca. Los servicios municipales recogieron el verano pasado 85.276 kilogramos de residuos sólidos urbanos en esta parte de la costa.