Santa Cruz de Tenerife

Camp La Cuesta: nueva sede, más plazas y mejor calidad de vida

El Cabildo de Tenerife comenzó a finales de 2018 la construcción del nuevo centro, que estará adaptado a estándares de calidad actualizados y a las necesidades de personas con discapacidad psíquica. Esta actuación forma parte del II Plan de Infraestructuras Sociosanitarias de Canarias.
M.A. Ruiz
17/feb/19 6:46 AM
Edición impresa
 

M.A. Ruiz

El bienestar de las personas y la mejora de la calidad de vida constituyen el epicentro de la política social del Cabildo de Tenerife. Es para hacer frente a este objetivo por lo que el área de Gobierno Abierto, Acción Social y Atención Ciudadana, cuenta con un presupuesto de 195 millones euros, de los que 22,4 millones pertenecen al II Plan de Infraestructuras Sociosanitarias de Canarias. Y es en este Plan en el que están enmarcadas las obras de construcción, en Santa Cruz, de la nueva sede del Centro de Atención a Personas con Discapacidad Psíquica (Camp La Cuesta); que supondrán el incremento de plazas residenciales y la modernización y adaptación de sus instalaciones, para dar respuesta a las necesidades de los usuarios.

El nuevo Camp La Cuesta, cuyas obras de construcción comenzaron el pasado mes de noviembre, por un importe de 3,8 millones de euros, estará ubicado en una parcela de 4.246 metros cuadrados, en la calle Volcán de Las Arenas, Los Andenes (El Sobradillo), en Santa Cruz.

Los trabajos para hacer realidad esta nueva infraestructura, gestionada por el Instituto de Atención Social y Sociosanitaria (IASS), tienen un plazo de ejecución de 21 meses. De igual modo, podrá albergar a 50 de usuarios residentes (frente a las 20 con las que cuenta el Camp actual) y 20 de atención diurna. Se trata de una edificación de tres plantas de altura con forma de peine, que permite conseguir módulos independientes que facilitan la ventilación e iluminación de cada uno, lo que aporta mejor calidad de vida a los usuarios.

El presidente del Cabildo, Carlos Alonso, explica a El Día que "esta nueva infraestructura, fruto del esfuerzo del equipo del IASS, permitirá cubrir las necesidades que durante años se han estado viendo en los encuentros con los padres de los usuarios del Camp La Cuesta y posibilitará la prestación de servicios como el respiro familiar, que también es muy importante para atender las demandas de las familias; una residencia permanente y un espacio de esparcimiento para los usuarios y usuarias".

Recuerda, además, que este proyecto está incluido en el MEDI 2016-2025, que pretende impulsar el crecimiento económico y social de la Isla y que contempla, para el Área sociosanitaria, una inversión total de 205 millones de euros hasta el año 2023, lo que supondrá unas 2.665 plazas.

La directora insular responsable del IASS, Juana María Reyes, indica que "para entender la importancia de esta obra, tenemos que conocer a sus protagonistas, pues si para cualquier familia es fundamental el bienestar de sus hijos e hijas, en este caso concreto esta necesidad se incrementa al tener serias dificultades para trasladar a su familia cómo es su día a día".

"Por ello, con este nuevo edifico damos respuesta a una reivindicación histórica de los padres y madres que han luchado por la construcción de un nuevo hogar para sus hijos e hijas y permitimos a los profesionales seguir ofreciendo una atención cercana, donde la dignidad, el respeto, la empatía y la familia, sean el eje principal de todo el engranaje, con el objetivo siempre de que los usuarios y usarías se sientan queridos y felices", dice.

Inversión en bienestar

Junto al comienzo de las obras de construcción del Camp La Cuesta, en 2019 se iniciarán las obras de Granadilla, Arico, Acoran, Garachico, Arona, el Hospital Santísima Trinidad de La Orotava y del Hospital Febles Campos II (Santa Cruz), y en la residencia para personas con discapacidad de Buenavista del Norte. Finalizará la construcción de los centros sociosanitarios de Guía de Isora y La Matanza. Todas ellas se enmarcan en el II Plan de Infraestructuras Sociosanitarias, que cuenta con 22,4 millones, para este año, entre los que se incluye la aportación de 12,5 millones del Gobierno de Canarias y otros 2,2 millones destinados a ayuntamientos y entidades para la mejora de infraestructuras socio-sanitarias en funcionamiento. El Cabildo incrementó también, en 2019, el presupuesto para dependencia, que alcanza los 147 millones, con el que llegará a las 5.027 plazas totales en la red (2.491 discapacidad y 2.536 mayores). En cuanto al convenio de Dependencia plurianual 2018-2021, cuenta para este año con 73,7 millones.