Sociedad

Captan soprendentes dunas en la superficie del cometa 67P

Madrid, Europa Press
22/feb/17 19:34 PM
eldia.es

Madrid, Europa Press Imágenes sorprendentes de la nave espacial Rosetta muestran la presencia de patrones parecidos a dunas en la superficie del cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko.

Investigadores del Laboratorio de Física y Mecánica de Milieux Hétérogènes (CNRS/ESPCI París/UPMC/Université Paris Diderot) estudiaron las imágenes disponibles y modelaron el desgasificado del vapor para tratar de explicar el fenómeno, insólito teniendo en cuenta la ausencia de una atmósfera densa.

La investigación demuestra que la fuerte diferencia de presión entre el lado iluminado por el sol del cometa y el de la sombra genera vientos capaces de transportar granos y formar dunas. Su trabajo se publica en la revista PNAS.

La formación de dunas sedimentarias requiere la presencia de granos y de vientos que sean lo suficientemente fuertes para transportarlos por el suelo. Sin embargo, los cometas no tienen una atmósfera densa y permanente como en la Tierra. Sin embargo, la cámara OSIRIS a bordo de la nave espacial Rosetta mostró la presencia de formas parecidas a dunas de unos diez metros sobre 67P/Churyumov-Gerasimenko.

Se encuentran en los lóbulos del cometa, así como en el cuello que los conecta. La comparación de dos imágenes del mismo lugar tomadas con 16 meses de separación proporciona evidencia de que las dunas se movieron y por lo tanto están activas.

Frente a este hallazgo inesperado, los investigadores muestran que de hecho hay un viento soplando a lo largo de la superficie del cometa. Es causado por la diferencia de presión entre el lado iluminado por el sol, donde el hielo superficial puede sublimarse debido a la energía proporcionada por la luz solar, y el lado nocturno.

Esta atmósfera transitoria es extremadamente tenue, con una presión máxima en el perihelio, cuando el cometa está más cercano al Sol, 100.000 veces más baja que en la Tierra. Sin embargo, la gravedad en el cometa es también muy débil, y un análisis de las fuerzas ejercidas sobre los granos en la superficie del cometa muestra que estos vientos térmicos pueden transportar granos de escala de un centímetro, cuya presencia ha sido confirmada por imágenes del terreno. Las condiciones necesarias para permitir la formación de dunas, es decir, los vientos capaces de transportar los granos a lo largo del suelo, se encuentran así en la superficie del también conocido como cometa Chury.

Este trabajo representa un paso adelante en la comprensión de los diversos procesos en el trabajo sobre superficies cometarias. También muestra que la misión Rosetta todavía tiene muchas sorpresas y descubrimientos que desvelar.