Sociedad
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
La CE advierte formalmente a Italia del "serio incumplimiento" de sus presupuestos leer

El termómetro empieza a bajar y vuelven las temperaturas suaves

La Agencia Estatal de Meteorología prevé que el Archipiélago comience a recuperar la normalidad hoy y especialmente mañana Hará menos calor en costas y medianías.
El Día, S/C de Tenerife
8/ago/18 6:20 AM
Edición impresa
El termómetro empieza a bajar y vuelven las temperaturas suaves

El Archipiélago empieza a recuperar la normalidad. La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé que las temperaturas empiecen a remitir hoy, aunque lo harán especialmente mañana, lo que dará un respiro a los ciudadanos, que han pasado unos días de mucho calor, acompañado de calima.

Las temperaturas máximas registradas en las estaciones de la Aemet hasta las dos de la tarde fueron 36 grados en San Bartolomé de Tirajana y Agüimes y de 33º en El Paso (La Palma) y San Sebastián de La Gomera.

A partir de mañana, la Aemet no prevé más avisos amarillos para ninguna de las islas. El elevado calor de estos días había hecho que se activara el aviso amarillo en las islas occidentales y Gran Canaria, lo que obligó al Gobierno de Canarias a declarar la alerta por riesgo de incendio forestal y a los cabildos de cada una de las islas a activar sus protocolos correspondientes.

No obstante, aunque en las Islas ha hecho bastante calor, donde se ha sentido especialmente -se ha decretado una "ola"- ha sido en la península. En algunas zonas, como en Extremadura, el aumento de las temperaturas ha causado estragos. Cuatro personas han fallecido y otras dos personas se encuentran hospitalizadas, según los últimos datos ofrecidos ayer por el consejero de Sanidad de esta comunidad, José María Vergeles.

Según la Aemet, el mes de julio de este año, a diferencia de los de los de los últimos años, ha tenido un carácter normal en temperaturas y ha sido húmedo, pues ha sido un 5% más lluvioso en el conjunto de España, según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), que, sin embargo, destaca la "importante desigualdad en cuanto a temperaturas y precipitaciones en distintas zonas del país".

En concreto, la temperatura media en España en el séptimo mes del año fue de 24,2 grados centígrados (ºC) y registró una precipitación media de 21 litros por metro cuadrado.

En cuanto a las temperaturas, el mes ha sido 0,2ºC más cálido de lo normal respecto al periodo de referencia y se convierte en el décimo más cálido o el noveno más frío del siglo XXI y el decimoctavo julio más cálido desde 1965.

En este contexto, la portavoz de la Aemet, Ana Casals, explica que uno de los aspectos más llamativos del mes de julio ha sido que las mínimas que han sido más altas de lo normal.

De hecho, ha precisado que este año la temperatura media de las mínimas en el conjunto de España durante el mes de julio ha sido de 17,41 grados centígrados, lo que supera los 17,05 grados centígrados de media de las mínimas para el periodo de referencia 1981-2010 y más aún, si se compara con el periodo de referencia 1971-2010, cuando la media de las mínimas para el conjunto de España es de 16,45 grados centígrados, es decir, 0,60 grados centígrados por encima. Lo que esto supone, según destaca Casals, es que "las mínimas están creciendo más que las máximas en los últimos 40 años, si se comparan las temperaturas del último mes de julio con los dos últimos periodos de referencia".

Si se compara con el periodo de referencia 1981-2010 este julio tendría un carácter cálido en cuanto a las mínimas, pero muy cálido si se compara con el periodo anterior, que se remonta a 1971, hace 47 años.

Por ejemplo, la portavoz de la Aemet, Ana Casals, recuerda que en la ola de calor de agosto se han batido récords de mínimas más altas, como en Barcelona, donde el 4 de agosto el mercurio no bajó de 27,2ºC y al día siguiente, 27,3, siendo ambas dos récord seguidos.

Casals cree, no obstante, que por zonas, julio en su conjunto resultó frío o muy frío en el cuadrante suroeste de la Península y, por el contrario, cálido o muy cálido en el tercio norte y en el tercio este de la Península, así como en Baleares. En el resto de la Península fue un julio normal, mientras que en Canarias resultó variable de unas zonas a otras, siendo cálido en zonas altas y normal o frío en el resto.

Entre las anomalías, la Aemet señala que han sido hasta de -2ºC en gran parte del centro y sur de Extremadura y en el oeste de Andalucía y próximas a -1ºC en el resto de Extremadura y en el centro de Andalucía.