Sociedad

"Leslie" pierde fuerza en España y se transforma en tormenta tropical

De huracán pasa a ciclón tropical, llegando en la madrugada de ayer Zamora y Cáceres con menos intensidad de la prevista, provocando, sobre todo, cortes de luz y caídas de árboles.
Efe/El Día, Madrid/Tenerife
15/oct/18 6:26 AM
Edición impresa

Efe/El Día, Madrid/Tenerife

"Leslie" entró ayer en España desde Portugal con una intensidad menor de la anunciada: se debilitó y pasó de huracán a ciclón o tormenta tropical, trayendo fuertes vientos y lluvias que provocaron en la madrugada cortes de luz en la provincia de Zamora y caídas de árboles en Cáceres.

Desde el mediodía de ayer, la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) mantuvo el nivel de aviso "naranja" (riesgo importante) por lluvias o tormentas en Aragón, Navarra, Cataluña, Baleares y Comunidad Valenciana.

Tras recorrer gran parte de la Península, el frente penetró al mediodía por el interior de Valencia y Castellón, donde se registró algún rayo y siguió su desplazamiento hacia el este, disparándose las tormentas en zonas del interior y prelitoral.

En algunos puntos de la Comunidad Valenciana, en zonas del interior de Castellón, dejó más de 20 litros por metro cuadrado. También se acumularon en una hora 16,6 litros por metro cuadrado en Marines (Valencia); 14,4 en Pedralba (Valencia) y Alcora (Castellón); 13 en Benafigós (Castellón); 10,2 en Chiva (Valencia); o 7,8 en Villamarxant (Valencia).

Antes de llegar hasta allí, las mayores rachas de viento provocadas por Leslie, que recorre la península ibérica de oeste a este, se registraron en la provincia de Zamora, con 96 kilómetros a la hora que se alcanzaron de madrugada en Fuentesaúco, en la comarca de La Guareña, al sureste de la provincia.

El suceso más importante se produjo sobre las cuatro de la mañana al caer un cable de la red eléctrica que durante casi dos horas dejó sin suministro a 390 clientes, entre hogares y empresas, del término zamorano de Guarrate.

También en Zamora, en el municipio de Toro, donde este fin de semana se celebran las fiestas de la vendimia, parte de los puestos del mercado medieval organizado con motivo de los festejos fueron retirados de forma preventiva ante las previsiones de viento.

En Villardeciervos, además, se registraron rachas de 87 kilómetros por hora, en la comarca zamorana de Sanabria. En la ciudad de Valladolid, los coletazos del ciclón también provocaron la caída de ramas y de algún árbol en parques públicos. En Extremadura, se dieron incidentes leves, como caídas de ramas, árboles o balsas de agua.

La tormenta dejó rachas de viento de 68 kilómetros por hora en Tornavacas y Brozas y de 67 kilómetros por hora en Hervás, los tres municipios en la provincia de Cáceres. En la de Badajoz, Fuente de Cantos y Zafra registraron rachas de viento de 66 y 64 kilómetros por hora, respectivamente.

Leslie pasó por España con menor virulencia que en Portugal, donde las rachas de viento alcanzaron los 176 kilómetros por hora y dejó 27 heridos leves, así como cortes de luz y cientos de árboles caídos. Y aunque el peligro ya pasó para Portugal, Protección Civil de ese país mantiene la alerta mientras verifica los destrozos y despeja la vía pública de las huellas de la peor tempestad que ha azotado el país desde 1842.

La Aemet prevé para hoy precipitaciones que podrían ser fuertes o persistentes a primeras horas en Navarra, norte de Aragón y de Cataluña y este de Baleares, y al final del día en el sur de Andalucía.

En el nordeste peninsular y este de Baleares, se esperan precipitaciones a primeras horas, que podrían ser localmente fuertes o persistentes en Guipúzcoa, Navarra, norte de Aragón y, pudiendo además ir acompañadas de tormentas, en el norte de Cataluña y este de Baleares, tendiendo a remitir, aunque manteniendo algunos chubascos aislados y ocasionales.

Como se preveía en las últimas jornadas, el huracán se alejó por completo de Canarias, aunque hubo precipitaciones y cancelaciones de vuelos.