Sociedad

El último discurso del rector Antonio Martinón

A dos meses del adiós, el catedrático de Matemáticas reiteró ayer, en el acto por el 227 aniversario de la institución, "la implicación social de la Universidad de La Laguna".
José D. Méndez, S/C de Tenerife
12/mar/19 6:25 AM
Edición impresa
El último discurso del rector Antonio Martinón

José D. Méndez, S/C de Tenerife

"Permítanme decirlo: yo quiero a la Universidad de La Laguna". Fue la frase final del que probablemente sea el último discurso institucional de Antonio Martinón Cejas como rector de la ULL. Lo ofreció ayer con motivo del 11 de marzo, que rememora la efeméride de ese mismo día de 1792, hace 227 años, cuando Carlos IV firmó el decreto que ordenaba su fundación. Este aniversario sirve, además, para honrar a las personas que conforman la comunidad universitaria, ya sea para despedirlas con honores en el tiempo de su jubilación o para destacar su excelencia.

El rector, después de recordar a las víctimas de los atentados del 11-M de 2004 en Madrid, anunció la próxima convocatoria de elecciones. En este instante agradeció el paso dado "a tres brillantes candidatas (por las tres catedráticas que han anunciado que concurrirán al proceso) porque va a suponer una llamada de atención respecto a la influencia que la mujer tiene en la comunidad universitaria y en la sociedad".

Martinón glosó las intervenciones anteriores, felicitó a los premiados y agradeció la presencia de todos. Dijo que su equipo de gobierno ha puesto todos los esfuerzos por apoyar a los jóvenes investigadores y ofrecerles una carrera investigadora sólida. "Los héroes de nuestro tiempo son los jóvenes que están haciendo la investigación de hoy y harán la de mañana", enfatizó.

El rector hizo una mención especial a la funcionaria María Candelaria Concepción por "su ayuda en el protocolo" antes de culminar con que si se podía querer o amar a una universidad o institución cuando parece un verbo reservado a familia o amigos. Se contestó a sí mismo con un sí "pero no a un edificio sino a una comunidad o a una idea como la ULL".

En el apartado de discursos institucionales, que serviría como colofón de la ceremonia, también intervinieron el presidente del Consejo Social, Raimundo Baroja, y la presidenta de la asociación Alumni ULL, Carmen Pitti. Ambos confiaron en que el premio en común estrenado, el de los cinco mejores trabajos fin de máster, tenga continuidad.

La ceremonia comenzó puntual, a las 19:00 horas, con la conferencia del catedrático de Filología Española Marcial Morera Importancia de Betancuria y Teguise en la formación del habla canaria, en la cual planteó cómo en estas localidades nació y luego fue exportado el español de Canarias al resto de islas y al mundo. Las calificó de claves para que "la lengua castellana dejara de ser castellana y se convirtiera en española".

Tras la conferencia, se procedió a homenajear a 19 las personas vinculadas profesionalmente a la ULL que han solicitado su jubilación el pasado curso. Diez miembros del Personal Docente e Investigador en representación de los cuales habló Francisco José Valladares. Y nueve del Personal de Administración y Servicios (PAS) , en cuyo nombre tomó la palabra uno de los homenajeados, Fernando Rodríguez Junco.

Un momento especialmente emotivo correspondió al reconocimiento a Santiago de la Cruz Díaz Rivero, quien ha continuado colaborando como ujier, a pesar de que su compromiso formal con la institución finalizó en 2009.

A continuación fueron entregados los premios institucionales. El correspondiente a las Mejores Prácticas en Administración y Servicios recayó en el Servicio de Microscopía Electrónica, cuyos responsables son Marcos Frías y Juan Luis González. El segundo recogió el galardón.

El Premio a la Innovación Educativa fue concedido a Manuel Nicolás Hernández Guerra de Aguilar, del Departamento de Medicina Interna, Dermatología y Psiquiatría, por el proyecto titulado Implementación del método de aprendizaje Aula Inversa en Ciencias de la Salud.

El tercero de los premios institucionales, el de Investigación, lo recibió Margarita Isabel Ramos Quintana, catedrática de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social.

Por su parte, el Premio al Mecenazgo, que otorga directamente el Rectorado a entidades que hayan destacado por su colaboración con el centro, recayó en la Fundación Mapfre Guanarteme, por su ayuda en Internacionalización a través de la financiación de la movilidad del alumnado. Recogió la distinción José Barbosa, vicepresidente de la entidad.

El último premio institucional, a la Internacionalización, fue otorgado al Servicio de Idiomas de la Universidad de La Laguna por sus 25 años de enseñanza a toda la comunidad universitaria y la integración de los estudiantes internacionales a través de sus cursos de español como lengua extranjera. Lo recogió su jefe de estudios, Reinhard Duglay.

La segunda tanda de premios correspondió a los entregados conjuntamente por el Consejo Social de la Universidad de La Laguna y la Asociación Alumni ULL a los mejores trabajos fin de grado realizados por el alumnado. En la categoría de Arte y Humanidades la ganadora fue Myriam Hernández: en Ciencias, Ruth Rodríguez; en Ciencias de la Salud, José Manuel de la Vega Fernández; en Sociales y Jurídicas, Estefanía Acosta; y en Ingeniería y Arquitectura, Daniel González Calvo.

Antonio Martinón Cejas

Rector de la Universidad de la laguna

Premios Alumni

El último bloque de galardones correspondió a los concedidos en solitario por Alumni ULL. Se desarrolló bajo la presentación de Zenaido Hernández, periodista y vicepresidente de colectivo, entre constantes alusiones al intercambio entre la institución y la sociedad representada por sus antiguos alumnos y amigos. El Premio a los Valores Humanos en el Alumnado de la ULL José Luis García Pérez (primer presidente de Alumni) recayó en Jóvenes Investigadores de Tenerife (JINTE) y lo recogió su presidenta, Sara Barrios Díaz. El Mejor Expediente Académico fue concedido a Irene Bello León (lo recogió su orgulloso padre), mientras el Alonso de Nava Grimón recayó en la profesora de la Facultad de Ciencias de la Salud Nélida Rancel Torres. Tras una actuación musical a cargo de la clarinetista Amanda Armas Capote, el acto acabó con las palabras del director general de Universidades de la Consejería de Educación del Gobierno de Canarias, Ciro Gutiérrez; el presidente del Consejo Social, Raimundo Baroja, la presidenta de Alumni ULL, Carmen Pitti, y el rector de la universidad de La Laguna, Antonio Martinón.