Sociedad

Pacientes del HUC aguardan por un monitor continuo de glucosa

Medio centenar de ellos llevan esperando casi 10 meses a que su endocrino se lo facilite La ADT registró una queja formal.
El Día, Santa Cruz de Tenerife
29/mar/19 6:21 AM
Edición impresa
Pacientes del HUC aguardan por un monitor continuo de glucosa

El Día, Santa Cruz de Tenerife

Al menos 50 pacientes diabéticos esperan en el Hospital Universitario de Canarias -HUC- por un monitor continuo de glucosa. La Asociación para la Diabetes de Tenerife -ADT- denuncia que el centro no está cumpliendo con las instrucciones de prestaciones públicas sanitarias implantadas en Canarias en junio del año pasado.

Dichos enfermos llevan casi diez meses esperando para que su endocrino les facilite un monitor continuo de glucosa (MCG). El retraso se debió, en primera instancia, a la falta de personal para gestionar las peticiones; pero ahora, una vez gestionadas y muchas de ellas incluso concedidas, el estancamiento ha surgido en el departamento de gestión de compra del centro hospitalario.

Así es cómo se lo han hecho llegar a la ADT, que el pasado viernes registró una queja formal tanto en el hospital como al Servicio Canario de la Salud (SCS) y a la Oficina de Derechos de Usuarios Sanitarios (ODDUS). La Asociación no solo expuso esta situación, sino que también solicitó que se revirtiera "lo antes posible", ya que atenta contra la "equidad e igualdad" de los pacientes.

Según explicó Julián González, presidente de la Asociación, a este periódico, el resto de hospitales de las Islas están funcionando correctamente: incluso el Hospital Universitario Nuestra Señora de La Candelaria, donde, a pesar de las dificultades, han logrado ir dispensando los dispositivos poco a poco.

Estos pacientes llevan esperando por la implantación de estos dispositivos desde junio de 2018, momento en el que fueron firmadas por el director del SCS, Conrado Domínguez, las instrucciones que reglamentan, dentro de las prestaciones públicas sanitarias, los nuevos dispositivos que miden la glucosa para personas con diabetes en determinadas circunstancias: los sistemas Flash (Instrucción 8/18) y los monitores continuos de glucosa - MCG (Instrucción 9/18).

A partir de esa fecha, tanto los servicios de pediatría como los de endocrinología de los hospitales de referencia tienen la potestad de prescribir los dispositivos a los pacientes que señala la instrucción.

En el caso de los MCG, estas peticiones por parte de los profesionales han sido incluso valoradas por un comité técnico convocado por la Dirección General de Programas Asistenciales del SCS.

Solo en el HUC hay 50 pacientes con resoluciones en firme para poder percibir este servicio. "Algunos tienen hipoglucemia desapercibida y este sistema podría mejorar mucho su calidad de vida", recuerda González.

Este contratiempo lleva meses ocurriendo y se relaciona con los problemas que ya arrastraba el servicio desde hace años. "En 2017, en Pediatría llevaban años sin dispensar bombas de insulina", explicó González. Esta situación se resolvió al contratar a más especialistas, pero parece que estos retrasos comparten los mismos motivos que aplazan ahora la dispensación de MCG.

La ADT se reunirá el martes con la Dirección de Programas Asistenciales del SCS, donde le instarán a revertir esta situación.