Santa Cruz de Tenerife

Los robos nocturnos a turistas, otra pesadilla en Las Américas

La asociación empresarial Aepaca y Ashotel reclaman acciones policiales contra las mujeres que asedian a hombres para quitarles el dinero en varias calles del núcleo turístico.
Pedro Fumero, S/C de Tenerife
13/feb/17 06:11
Edición impresa
Los robos nocturnos a turistas, otra pesadilla en Las Américas

Los robos a turistas varones que caminan solos, y con frecuencia algo ebrios, tras salir de bares, restaurantes o discotecas en varios enclaves de Playa de las Américas se han extendido en los últimos meses. Una parte de estos delitos son cometidos por mujeres de origen subsahariano que actúan en lugares bien definidos de esa zona turística de Arona.

Las víctimas son abordadas por una o varias féminas, que aparentan ejercer la prostitución y que suelen estar apostadas en las inmediaciones de los centros comerciales Verónicas (avenida Rafael Puig), en la avenida Arquitecto Gómez Cuesta y en la confluencia de las calles Rafael Puig Llivina y Santiago Puig.

El presidente de la Asociación de Empresarios de Playa de las Américas y Costa Adeje (Aepaca), Víctor Sánchez, reconoce que algunas prostitutas acosan a hombres mayores para robarles o hurtarles tras salir de locales de ocio. Sánchez comprende que "no se las puede arrestar si no se las ve actuar, pero el problema se paliaría algo si hubiera más presencia policial en la calle".

Dichas personas también aprovechan para sustraer las carteras o los billetes que los afectados acaban de sacar de cajeros automáticos por la noche. Y después tiran las carteras a un bar cercano.

Este representante empresarial indica que también "tememos que algunos vendedores ambulantes están dedicados a la distribución de drogas".

Para Sánchez, esa circunstancia se detecta "paseando por la zona, sobre el terreno".

Aclara que, últimamente, se ha detectado un repunte de la "venta ambulante y la pequeña delincuencia en la zona de Puerto Colón, en Costa Adeje". El portavoz de Aepaca afirma que "notamos falta de presencia policial nocturna, sobre todo a partir de la medianoche" para tratar de parar esos fenómenos.

Sobre el anuncio realizado recientemente por la delegada del Gobierno sobre el aumento de efectivos policiales en la zona, Sánchez dice que "cuando lo vea, me lo creo". Y matiza que "no se trata de quedar bien, sino de ser efectivos y querer que baje la delincuencia y la prostitución". El responsable de la mencionada entidad empresarial de Las Américas y Costa Adeje recalca que para hacer frente a la situación hace falta más presencia de patrullas del Cuerpo Nacional de Policía y de la Policía Local de Arona. Aclara que el objetivo, como mínimo, "es molestar". Reconoce que, en ocasiones puntuales, se ha elevado el número de agentes en el turno de noche y se detecta un descenso de la actividad delictiva.

Sánchez explica que "llevamos muchos años pidiendo estas acciones, pero sin resultado".

Tiene claro que en la Comisaría del Sur del Cuerpo Nacional de Policía hay "pocos efectivos" y, además, sabe que existen "muchas bajas laborales". Opina que "deja mucho que desear el hecho de que el municipio de Arona, que es el más poblado del Sur, no tenga suficientes policías locales". Frente a quienes lo acusan de "alarmista", Víctor Sánchez responde "que no, soy realista". Y recuerda que "quienes tienen que resolver los problemas deben tomar conciencia" de la importancia de afrontarlos.

Marichal: "Hay que afrontar dos problemas"

El presidente de Ashotel (Asociación hotelera y extrahotelera de Tenerife, La Palma, La Gomera y El Hierro), Jorge Marichal, señala que varios asociados le han trasladado "algunos episodios" de hurtos y robos a turistas en el ámbito de la "vida nocturna no legal". Al igual que Víctor Sánchez, Marichal señala que los autores de este tipo de delitos contra el patrimonio aprovechan que "los clientes de bares o discotecas salen bajo los efectos del alcohol" de dichos locales "para arremeter contra ellos". Hasta hace algunos años, la prostitución callejera en Playa de las Américas se concentraba en torno a la avenida Llanos de Troya (una de las principales vías de entrada y salida a la zona turística). Sin embargo, en los últimos tiempos algunas de esas mujeres se han extendido a otras calles y los robos son parte importante de sus ingresos. Respecto al problema, el presidente de Ashotel comenta que resulta preciso afrontar dos aspectos: acabar con la prostitución y reducir los robos. No obstante, aclara que Playa de las Américas es un destino seguro y "no pasa nada si el turista no va por las zonas peligrosas". Sobre los hurtos en las inmediaciones de hoteles e, incluso, en el interior de estos, Jorge Marichal comenta que en invierno suelen llegar a la isla "mafias organizadas" y sus miembros en algunos casos sustraen alguna maleta o bolsos tras aprovechar despistes en las colas de los turistas en la recepción de los edificios. Sin embargo, este portavoz empresarial de la provincia occidental indica que, desde hace un par de años, se ha reducido dicho problema. Aclara que Ashotel está en estrecha colaboración con la Policía Nacional para que esta, a través de charlas al personal de los hoteles, informe de cómo operan las bandas de delincuentes y así poder identificarlos.

las claves

Las zonas donde actúan las prostitutas y ladronas están situadas en la avenida Arquitecto Gómez Cuesta, el entorno de Verónicas y la confluencia de las avenidas Rafael Puig y Santiago Puig.

Víctor Sánchez, de Aepaca, cree necesario que haya más patrullas del Cuerpo Nacional de Policía y la Policía Local de Arona en las calles.